Historia de Cabanas

“Antes de la aparición de los actuales ayuntamientos, los territorios que hoy forma el de Cabanas pertenecieron a jurisdicciones distintas.

Por privilegio de Fernando II (1238), la feligresía de S. Esteban de Irís, dentro de la que estaba la villa de Cabanas, pasa a formar parte del coto de Caaveiro, cuya jurisdicción, a la que también pertenecían Soaserra y Salto, llegaba hasta el medio del puente. Este privilegio, que Caaveiro buscó con ahinco, lo consiguió el prior Martín Rodríguez.

S. Vicente de Regoela, que formaba un pequeño coto redondo, perteneció, desde 1117 o poco antes, al monasterio de S. Martiño de Xubia. Se había lo había donado Alfonso VII por los mismos años que delimitaba el coto de Caaveiro. Los monjes de Xubia lo aforaron a Alonso de Parga, pasando el foro a sus descendientes.

El coto de S. Martiño de Porto, donde al igual que en Irís los Froiláz-Pérez tenían importantes posesiones, ya que desde 1156 pertenecía a la catedral de Mondoñedo, seguramente por donación de la citada familia, y lo terminaron arrendando a los Andrade.

El coto de S. Vicente de Caamouco, donde hubo un antiguo monasterio y donde en el siglo XII los Froiláz-Pérez tuvieron casa de asiento, pertenecía a la catedral de Santiago. Y en el otro extremo de la península de Bezoucos, la feligresía de Mugardos es donada por Fernán Pérez al monasterio de Santa Catalina de Montefaro.

Es por ello que cuando en 1270 aparece el alfoz de Pontedeume solamente Laraxe pasa a formar parte de él.

Cabanas comenzó siendo una villa en el sentido que se da a este término en la alta Edad Media, apareciendo según documentación de que disponemos, tardíamente con respecto a las otras feligresías que formarán el Ayuntamiento, ya existentes como tales a principios del siglo XII y como villas en el siglo anterior. En 1226 posee un lugar poblado o aldea, cerca de la cual se funda la ermita de S. Andrés, de quien nos dice Jerónimo del Hoyo que pertenecía a la feligresía de S. Esteban de Irís, que tenía 46 feligreses. Elegida por los priores de Caaveiro como lugar de asiento, antes del siglo XVI se convirtió en feligresía, pasando a ser S. Esteban de Irís su aneja.”

Referencia bibliográfica: pagina 52 de la publicación De Castro, C.; García, A. 2012: Pontedeume, Cabanas y Comarca, Editorial Espino Albar: Pontedeume.

Escribe lo que buscas y presiona Enter

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies